Los herederos del olvido en la Argentina


Esto que hoy escribo se debe a que me siento muy dolida por eventos que organizan hermanos mios para enviar ayuda a otros paices del mundo,aunque no debo apartarme del dolor ajeno pero invitaría a cada uno de todos estos hermanos a caminar por la villas,a ver a los niños que sufren porque no entienden porque hay gente que tiene mucho y otros que no tienen nada...








En las sociedades primitivas y hasta en nuestra cultura Yoruba, los ancianos eran venerados por su sabiduría y conocimiento de la naturaleza, de las plantas curativas, de la forma de recolectar semillas comestibles, de los lugares idóneos para la caza, ellos dirimían los conflictos que surgían entre los componentes de la tribu…. sus consejos eran escuchados y seguidos sin rechistar, ellos eran el ejemplo para los más jóvenes


A medida que el hombre ha ido progresando en la ciencia y la tecnología, que la sociedad se ha ido materializando, se han ido perdiendo los verdaderos valores de la vida, uno de los cuales pasa, ineludiblemente, por el RESPETO, CARIÑO y CUIDADO de nuestros ancianos.Desde hace años se ha venido acentuando el deterioro de la relación entre jóvenes y ancianos.




Por desgracia en todos los países existen personas de la tercera edad abandonadas a su suerte y lo más terrible es que conseguir un empleo a esa edad, porque salvo honorables empresas que contratan ancianos como parte de sus programas de apoyo a la sociedad, difícilmente se encuentre en el mercado laboral un empleo.Personas que son abandonadas a su suerte,Si fueron alguna ves a una residencia de ancianos, entenderán, perfectamente hasta qué punto se han degradado nuestros valores morales....


Lugares donde se encuentran personas que buscan cariño de familiar.... desesperádamente , el abandono de estas personas tan dulces, tan vulnerables, tan abnegadas, que nos trajeron a este mundo y nos hicieron crecer y madurar a costa de tremendos sacrificios personales, se convierte en la demostración de la insensibilidad y la falta de principios que corroe nuestra sociedad de la abundancia.


Lo que convierte este problema en especial y diferente del mundo entero es que los gobernantes de este país niegan en todo momento que la sociedad esté abandonada a su suerte y en especial los ancianos y los niños. En el caso de los niños no existe un buen control para evitar la deserción escolar, es cada ves mas los niños que dejan de asistir a clases para limpiar vidrios en las esquinas,como también son más los niños que delinquen por necesidad o hambre como también aquellos que son "asesorados"por mayores delincuentes,teniendo en cuenta que los menores en nuestro país ,entran por una puerta y salen por la otra, en realidad tendrían que cambiar la leyes,pero ese es otro caso y no quiero hablar de política ,pero en el caso de los ancianos,es un caso aparte,y es el que más lastima me da ....
cuantas veces escuchamos cuando dicen ,No importa"ya vivieron su vida" acaso entonces hay que dejarlos morir,porque ya vivieron? acaso por haber tenido hijos que quizás lo hayan olvidado,nosotros también tenemos que hacer oídos sordos?
Toda la ayuda del gobierno termina en un miserable retiro donde tienen que lidiar con la dura realidad de una sociedad en total deterioro.Cuantas veces vemos a un anciano buscando en la basura para poder comer


En este post no estoy exhibiendo la problemática de abandono como caso político, sino que me duele el silencio de una sociedad que se empecina en permanecer con los ojos cerrados a tanto dolor,como también que existan organizaciones que buscan de organizar eventos para juntar medios para enviar a Haiti sin ver el hambre que tienen nuestros niños en las villas en la calle ....la tristeza el hambre y las enfermedades de nuestros abuelos,estoy haciendo una denuncia social, ya que nuestro gobierno gasta millones de dólares en convencer al mundo acerca de lo “humanitario” y por supuesto, sus críticas constantes acerca de este problema en el resto del mundo son constantes, pero como bien resume el proverbio: “no se le puede arrojar piedras al tejado del vecino si el suyo propio es de vidrio”.



Me duele mi Argentina querida me duele la insensibilidad de mis hermanos,porque no parar y mirar al costado?


Me gustaría tanto que cada sacerdote desde su humilde terreiro,trabajasen para ayudar a cada niño necesitado,a cada anciano en la calle,nosotros también tenemos personas que mueren a diario,por la insensibilidad de la gente,nosotros también tenemos niños que duermen con hambre.

Nuestra Argentina también sufre la miseria de una sociedad que se empecina en cerrar los ojos a la realidad.


Afefé Ikù (Vendabal de muerte)

Tiempo

Iyamioya

Iyamioya

Iyamioya en Bahia de todos los Santos

Iyamioya en Bahia de todos los Santos